Esta web usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso y lo expuesto en nuestra POLITICA DE COOKIES Y PRIVACIDAD Saber más

Acepto

¿Se puede conseguir el cuerpo deseado sin dietas y sin sudar?

Aunque el furor de la llamada "operación bikini", no suele darse hasta mayo, en estos últimos años cada vez son más los que empiezan a preocuparse por el aspecto que tendrán cuando llegue el momento del bañador en cuanto se acerca la Semana Santa, sobre todo aquellas personas que escogen como destino vacacional lugares en los que luce el sol, aunque no haga tanto calor como para ponerse el bañador, sí se preocupan por preparar la piel para la ropa de manga corta. 

Pero también es verdad que, aunque son minoría, sí se nota un incremento de aquellos que mantienen los resultados obtenidos todo el año, ya que es mucho más sencillo, y los beneficios son mucho mayores, hacer una mantenimiento progresivo, que el esfuerzo que supone el sprint de las operaciones bikini habituales. 

Cuidar la alimentación y hacer ejercicio de manera regular todo el año es necesario para lograr unos buenos resultados que además sean duraderos en el tiempo, pero lo cierto es que son muchas las personas que cada año se someten a una “operación bikini” cuyo interés es bajar peso de manera rápida para tener el cuerpo que desean en las playas, haciendo caso omiso a las advertencias respecto al “efecto rebote”.

La mayoría de estas personas son conscientes de que son necesarias unas correcciones alimentarias y realizar ejercicio físico para lograrlo, pero también hay pacientes a los que les cuesta trabajo el cambio de hábitos, y otros que ya ni lo intentan, porque saben que no van a ser constantes o porque por falta de tiempo no quieren someterse a una dieta (comer de una manera sana requiere algo más de dedicación que alimentarse de comida basura, por ejemplo), que directamente buscan tratamientos de medicina estética que les ayuden a eliminar los defectos estéticos que les preocupan sin sudar, ni hacer régimen.

Aunque los resultados van a ser mejores combinados con dieta y ejercicio, hay cada vez más tratamientos que permiten por si solos eliminar celulitis, grasa localizada o reducir centímetros.

Problemas que no desaparecen con dieta y gimnasio

 

Pero además, hay algunos problemas estéticos que, por mucha dieta o ejercicio que se haga, no se consiguen eliminar del todo, salvo con tratamientos específicos. 

Un estudio del prestigioso instituto sueco Karolinska Institutet descubrió que el número de células grasas permanece constante desde la niñez. a que a partir de los 20 años las células adiposas, o adipocitos (que son las que acumulan las grasas) no disminuyen de número, sino que cuando se adelgaza sólo disminuyen de tamaño. Lo que explica uno de los motivos por los que resulta tan difícil mantener el peso después de adelgazar, ya que las células adiposas necesitan llenarse de lípidos rápidamente. Esto quiere decir que la obesidad o la grasa localizada no solo está relacionada con el tamaño de adipocitos, sino con el número, y esto viene establecido desde la infancia y es un número inamovible. Tu puedes hacer dieta y hacer que disminuya el tamaño de esas células grasas, pero por mucha dieta que hagas no vas a eliminar el número de células grasas, a menos que recurras a determinados tratamientos de medicina estética que te ayuden a hacerlos desaparecer definitivamente sin tener que recurrir a técnicas quirúrgicas como una liposucción, que muchos pacientes no quieren.

Pero además hay problemas como la celulitis, que tienen un componente hormonal y genético muy importante, y que, aunque lógicamente la dieta ayuda a mejorarla y a disminuir el problema, en algunos casos la piel de naranja sólo se elimina del todo con un protocolo combinado de tratamientos.

Lo más eficaz es un procedimiento diseñado de manera personalizada en función de un diagnóstico que tenga en cuenta la predisposición genética, hábitos de vida, alimentación, trabajo, entorno, estrés, etc. Aunque cada paciente y las circunstancias son distintas, en general para tratar la flacidez resulta muy eficaz combinar la Radiofrecuencia Médica Indiba con carboxiterapia, mesoterapia, ondas de choque y Ultherapy.

Así, por ejemplo, para la celulitis edematosa funciona muy bien la combinación de la Presoterapia (presión mecánica que mejora la circulación sanguínea y el flujo linfático) o el DLM (Drenaje Linfático Manual que mejora el flujo linfático y por lo tanto la eliminación de toxinas) con el Indiba Médico (Radiofrecuencia monopolar que restablece el potencial eléctrico celular, mejorando el aspecto de los tejidos) o con los cócteles de Mesoterapia homeopática (administración por vía intradérmica de principios activos específicos).

Para combatir una celulitis blanda se puede combinar el Indiba Médico, con la Mesoterapia o con los inyectables de última generación tipo Alidya (fórmula con principios activos que ayudan a eliminar elementos tóxicos y a normalizar la fisiología de las células grasas) o bien con la Carboxiterapia (inyección de Gas Carbónico que mejora la microcirculación y oxigenación de los tejidos, y por lo tanto la combustión de las grasas). Y si nos enfrentamos a una celulitis dura, deberemos primero deshacer los macronódulos aplicando las Ondas de Choque (ondas radiales que rompen los septos fibrosos) y la Carboxiterapia.

Para decir adiós a las varices se puede aplicar luz pulsada intensa, y a nivel de piernas, cuando las varículas o arañas vasculares son muy finas, responden muy bien a la técnica de Esclerosis con Etoxiesclerol.

Para las estrías se pueden combinar los peeling químicos (aplicación de ácidos que producen una exfoliación de las capas más superficiales de la piel con la consiguiente regeneración de las mismas), con carboxiterapia aplicada superficialmente y láser específico.

Para eliminar la grasa localizada (además de seguir las pautas alimenticias pautadas por el equipo de la unidad de nutrición), es muy eficaz combinar el Indiba Médico (radiofrecuencia monopolar) con el Lipoláser Metabólico (láser de diodo que moviliza la grasa de depósito de las zonas más resistentes a la dieta y ejercicio), con la Mesoterapia (administración por vía intradérmica de principios activos específicos), con la Carboxiterapia (inyección de gas carbónico para mejorar la microcirculación y por lo tanto la combustión de grasas) y la Criolipólisis, que provoca la muerte (y posterior eliminación) de los adipocitos gracias al contraste térmico.

ya 30  logo facebook  logo youtube  logo instagram   logo yo avanzo blog

   Clínica de Medicina Estética Yolanda Albelda - NRS: C-15-000874 - Rúa da Senra, 7-9 Bajo B Santiago de Compostela - clinica@yolandaalbelda.com - T: 981561625 - Aviso Legal - Política de Cookies